Junior Boys

193

Jeremy Greenspan y Johnny Dark son los encargados de darle vida a Junior Boys, un grupo de pop electrónico con sede en Hamilton, Ontario; comenzaron como un par de apasionados por la música, quienes dividían deberes dentro del proyecto, y poco a poco fueron consolidando su sonido.

Con muchas influencias destacables dentro de sus producciones, desde géneros mas orientados al mainstream, así como algunos más undergrounds, encontramos desde post disco, synth pop, algo de uk garage, minimal tech, entre algunos otros estilos musicales más contemporáneos, nutriendo así su sonido desde varios ángulos.

Al principio Dark optó por dejar el grupo, ya que no se veían resultados consistentes, sin embargo Nick Kilroy, un ex empleado de Warp escuchó sus canciones y se interesó lo suficiente que fundó el sello KIN con Junior Boys como su primer fichaje.

Fue aquí que estos canadienses se entregaron al proyecto y siguieron trabajando en su música en colaboración con el ingeniero musical Matt Didemus, quien posteriormente ocuparía el lugar de Dark al salir de la agrupación. Last Exit, el cual sería su primer LP llegó a KIN en junio de 2004, Domino Recording se unió a la ecuación cuando recogió el álbum para distribuirlo en los Estados Unidos.

Durante la próxima década, Greenspan y Didemus agregaron a su discografía de manera lenta y constante y ampliaron su alcance como compositores y productores. Una brecha de tres años entre So This Is Goodbye (2006) y Begone Dull Care (2009) se conectó con un álbum mixto, Body Language, Vol.6, resaltado por pistas de su creciente número de contemporáneos, incluidos Matthew Dear, Kelley Polar y Dark’s Stereo Image.

It’s All True (2011), el álbum más ligero y lúdico de los Junior Boys, al menos desde el punto de vista de la producción, sin dejar de lado que fue un buen material discográfico. Posteriormente, Greenspan lanzó material en solitario en el sello Jiaolong de Snaith y trabajó estrechamente con Jessy Lanza, entre otros artistas, y Didemus, como Diva, produjo material (inspirado en la película del mismo nombre dirigida por Jean-Jacques Beineix) para New Kanada.

Una espera larga entre álbumes terminó cuando arrivo Big Black Coat (2016), material discográfico con un contenido de 10 tracks, el cual fue acogido por el sello City Slang; lleno de música grandiosa, sus sonidos electrónicos convergen de una manera increíble junto a la orgánica voz de Greenspan.

Aunque ya tienen muchos años en pausa, este dúo no ha sido disuelto, solo han tomado un tiempo para aterrizar nuevas ideas, sin duda alguna habemos muchos que esperamos con ansias más música por parte de estos dos.

Síguelos en sus redes

JUNIOR BOYS

Facebook

Twitter

Comparte tu buen gusto